Resumen

En cada relato de Catedral se revela la presencia latente o la intrusión de terrores extraordinarios en una existencia ordinaria (Cathleen Medwick). El propio Carver ha escrito: "Pienso que es bueno que en un relato haya un leve aire de amenaza... Debe haber tensión, una sensación de que algo es inminente. Sus personajes son gente de lo más común: trabajadores manuales, empleaduchos, parados, parejas a la deriva... desamparados, golpeados por la vida, muchos de ellos bebedores, acceden, a pesar suyo, a una suerte de dimensión heroica, tercos testimonios de una realidad implacable. Su estilo es escueto, lacónico, opera por sustracción; se ha dicho que Carver inaugura una nueva visión, un nuevo método, una nueva tonalidad. Una de las voces más originales que han aparecido en la narrativa norteamericana desde hace muchos años.

6 críticas de los lectores

6

Sinceramente me esperaba mucho más de este libro que compré con mucha ilusión y grandes expectativas. Al final de los relatos que lo componen me han gustado apenas tres o cuatro. El resto me han parecido que no tenían sentido ninguno y no les he pillado el gusto.

hace 3 años
7

Libro compuesto de 12 relatos, sin ninguna interconexión. Pero si poseen algunas características comunes, además del estilo narrativo.
La escritura de Carver es sencilla (no simple), directa, sin adornos y refleja lo cotidiano de la vida, con un toque pesimista y triste. Es un estilo “desnudo”, pero exacta y precisa en la descripción de situaciones y personajes.
La cotidianidad que tiene como base los cuentos, no confundirla con situaciones corrientes y vulgares, tienen su punto peculiar sin llegar a ser hechos extraordinarios. Es la realidad vista por protagonistas comunes y corrientes donde es fácil identificarse o ver nuestro entorno. Es una búsqueda del significado de la vida; la identidad y su situación social y afectiva; o las relaciones familiares, de amistad o la sensación de soledad.
Proliferan las crisis de pareja donde el hombre está subordinado por la mujer. Hay una comunicación difícil y tensa, que acaban en la incomprensión y rutina. Las personas que pululan son “normales”, de clase baja, sin empleo o alcohólicos como el propio autor. Las conclusiones de los cuentos son abiertas, donde interviene el lector con sus reflexiones sobre lo que ha leído o lo que puede acontecer después del final.
No todos los relatos me han gustado, pero si tienen todos algo atrayente, y la mayoría son magníficos. Destacaré: “Parece una tontería”, “Catedral”, “Fiebre”, “Vitaminas”.

hace 7 años
8

Tiene relatos más fuertes que otros. Pero en todos reina el mismo clima. Pesimista, realista. El autor nos hace ver que sienten los personajes, a que temen. Un libro que se lee con una sensación rara en todo momento como si te faltara aire en el pecho. Totalmente recomendable.

hace 7 años
8

Los personajes de Carver somos nosotros, ni mas ni menos. Habla de lo que les ocurre a personas como nosotros, cosas extraordinarias. Muy bueno.

hace 9 años
10

Uno de los mejores libros del siglo XX, y sin duda el mejor escritor de cuentos junto a Borges, Poe, Chejov y Richard Ford... Pleno realismo sucio o minimalismo: dureza, frialdad, vida cotidiana de personajes en el límite, América profunda, y sociedad de consumo sin futuro y olvidada de todo, perdida... Maravilloso, no entendería la literatura y cine actual sin sus escritos.

hace 10 años
8

Un libro que trata de personas comunes que les ocurren cosas extraordinarias. Todas las historias tienen cierto aire cínico y pesimista. Facil de leer, para eso momentos muertos, mientras vas en tren, esperas el autobus.

hace 10 años