Resumen

Un clásico de la literatura rusa es esta novela en verso escrita por Aleksander Pushkin. Eugenio Oneguin, un dandy ruso que está aburrido de la vida, hereda de su tío una mansión en el campo, allí se traslada y hace amistad con Vladímir Lensky. Un día Lensky lleva a Oneguin a cenar con la familia de su prometida Olga Larina, y en esta reunión, la hermana de Olga, Tatiana una joven señorita provinciana, aficionada a los libros, se enamora de Oneguin…

3 críticas de los lectores

9

Las aventuras de Oneguin no son demasiado conocidas en nuestro país, pero me consta que en las escuelas de Rusia es lectura obligatoria y que incluso el alumnado debe memorizarse algunos versos del conjunto. No es casualidad. Las traducciones a otros idiomas no reflejan la complejidad de la métrica y su rima inusual, pero aunar belleza e innovación formal no está al alcance de cualquiera. Además, la extrema sutileza al elegir las palabras, la poesía que se desprende de ellas, es la que convierten la obra de Pushkin en un clásico. La acción es mínima, la trama un reflejo más del romanticismo imperante, el final sorprendente para la época. Desde que la leí me sigo preguntando acerca de su grandeza. ¿Es la historia de (des)amor? ¿La aparente sencillez del relato? ¿Quizá la verdad que se desprende? Magia.

hace 1 año
7

Un verdadero clásico ruso, diría que de obligatoriedad lectura

hace 5 años
8

Obra ambientada en la última etapa del mandato de Catalina la Grande (fin siglo XVIII) y principios del siglo XIX, Eugenio Oneguin representa sobre todo una sátira social de la Rusia de dicha época, expresamente dirigida a la clase pudiente por sus frivolidades. El narrador, que compartió momentos de su vida con Oneguin, desmenuza el carácter de aquél, así como las formas de vida que le rodean y de las que participa. Otro personaje importante es el de Tatiana, la cual provocará un antes y un después en la vida de Oneguin. También el narrador da buena cuenta de su carácter y pensamientos íntimos. El relato está escrito de modo que el narrador interpela continuamente al lector. Asimismo, la narración está enriquecida a base de referencias sobre artistas del momento, pensadores contemporáneos como Rousseau, en clave de humor, otros aspectos cultuales y también con numerosas divagaciones sobre el sentido de la existencia y de la mente y las acciones humanas, como es habitual en los clásicos. La historia que se desarrolla entre la joven Tatiana y Oneguin es muy realista, sin llegar a desembocar en un romanticismo vulgar y predecible. Me ha gustado por su sentido del humor y la crítica social. También es interesante conocer las anécdotas de la vida de Pushkin para entender mejor la lectura.

hace 10 años