LA SEÑORA DALLOWAY WOOLF, VIRGINIA

Nota media 7,13 Muy bueno 104 votos 10 críticas
  • GéneroNarrativa
  • EditorialLUMEN
  • Año de edición2013
  • ISBN9788426421937
  • Idioma Español

Resumen

La señora Dalloway, la primera de las novelas con que Virginia Woolf revolucionó la narrativa de su tiempo, relata un día en la vida londinense de Clarissa, una dama de alta alcurnia casada con un diputado conservador y madre de una adolescente. La historia comienza una soleada mañana de 1923 y termina esa misma noche, cuando empiezan a retirarse los invitados de una fiesta que se celebra en la mansión de los Dalloway. Aunque en el curso del día acaece un hecho trágico -el suicidio de un joven que volvió de la guerra psíquicamente perturbado-, lo esencial de la obra estriba en que los sucesos están narrados desde la mente de los personajes, con un lenguaje capaz de dibujar los meandros y ritmos escurridizos de la conciencia y de expresar la condición de la mujer de un modo a la vez íntimo y objetivo.

10 críticas de los lectores

7

Ha sido mi segundo libro de estilo flujo de conciencia. No ha sido de fácil lectura porque, en ocasiones, a medio párrafo, me daba cuenta de que el narrador había cambiado y tenía que volver atrás para poner los pensamientos en la persona correcta. Aun así, me ha gustado conocer a Virginia Woolf. Me ha sorprendido muy gratamente la facilidad con la que ha interconectado los pensamientos de todos los personajes del libro. Pasaba de uno a otro con una facilidad asombrosa. Y sus descripciones me han parecido maravillosas porque, sin tener que hacer ningún tipo de esfuerzo, aparecían en mi mente las escenas que estaban ocurriendo. La historia no me ha parecido muy trascendental (la de Clarissa), sí muy interesante para conocer la sociedad de esa época tan lejana a la que he vivido yo. Mi personaje favorito (aunque no haya aparecido demasiado) ha sido la señorita Kilman, ¡qué pena no haber conocido más su historia emocional! Y mi historia favorita ha sido la de Séptimus. Ha sido la más profunda y la que más me ha hecho reflexionar.

hace 1 año
9

No es un libro para no iniciados, ya que cuesta un poco desentrañar y clarificar su trama. Si tenemos en cuenta que se escribió en 1925, me parece que estamos ante todo un prodigio narrativo. Esta mujer es toda una innovadora en los usos y las formas. Utiliza muchos recursos estilísticos; entre ellos, el monólogo interior. Y consigue plasmar con brillantez el espeso sopor, la languidez, la amargura y el dolor, que pueden conducir a un pavoroso suicidio. Muy notable.

hace 2 años
10

Es un libro complejo.Para leer todos los pensamientos y sensaciones que siente la Señora Dalloway se debe hacer de forma pausada y en un estado de relajación absoluta. Al principio me pareció una visión muy frívola con una dirección vacía pero al cabo del tiempo que transcurre la lectura y como objeto principal los preparativos de la fiesta de Clarissa más la suma de los continuos flashbacks y la historia paralela con otros personajes como Septimus Warren Smith terminas reconociendo que es una obra de arte. En resumen en un día en Londres previo a la fiesta ves y sientes la vida de todos los personajes, acabas conociéndolos a todos.

hace 4 años
9

Leer reseña http://questasleyendo.wordpress.com/2013/11/07/la-senora-dalloway/

hace 4 años
10

No se puede negar la dificultad de comentar un libro como éste para un profano en crítica literaria. Parece mentira que en tan sólo una página se agolpen cantidad de pensamientos que pueblan la mente, unos tras otros, sin solución de continuidad, sucediéndose en una cadena de pensamiento y sus contrario.Esta técnica de abstracción de la realidad, de pronto muestra conciencia de lo que le rodea, del lugar por donde ha pasado gracias a un olor, a un color, a un sonido que, a su vez, traen otros recuerdos en los que la mente vuelve a perderse en un diálogo interior. Esta técnica es la responsable de que esta novela sea considerada la mejor de las novelas de Virginia Woolf en la que alcanzó el culmen de sus logros e esta técnica narrativa. No hay trama, no hay acción:la novela es un largo soliloquio plural, a tres voces -la señora Dalloway, Peter Walsh y Septimus Warren Smith, protagonista de la historia paralela- con la expresión de la alegría, penas, sufrimientos, reproches, críticas, duras verdades e inesperadas confesiones. Tenemos entre manos el relato de un día no completo en la vida de Clarissa Dalloway, un ama de casa de la alta sociedad londinense que se dispone a prepararse y a preparar su casa para abrirles las puertas a los invitados a la fiesta que celebrará esa misma noche y en la que, una vez más, será la anfitriona. Todo parece que va narrado de forma radial, en torno a una idea central a la que se van asociando otras ideas para conseguir da simultaneidad al relato; es como el trabajo de una orquesta en la que el director dirige a cada uno de sus miembros en un todo absoluto que interpreta en un "in crescendo" hasta el último movimiento, el acontecimiento de la fiesta. La singular mente y la destreza de Virginia Woolf manejando esta difícil técnica han hecho de esta novela una obra maestra de obligada lectura. Encontramos de todo, en un batiburrillo melodioso y rítmico: hay elementos autobiográficos, como sus melancólicas reflexiones, su pesar perenne de morir sin hijos; hay críticas al matrimonio, comentarios mordaces por el esnobismo de la clase alta, reproches al conformiso de la clase media; satiriza a la clase médica, especialmente a los psiquiatras; hay comicidad hasta en los comentarios sobre la monarquía. También elogia la vejez. El vocabulario y la sintaxis son sueltos y ligeros. Según su sobrino y biógrafo Quentin Bell la aparición de la novela de james Joyce "Ulises" arrancó de Virginia admiración y envidia también. El texto era de tal trascendencia que no se lo podía ignorar. No obstante, tuvo que admitir que, pese a que Joyce empleaba elementos narrativos no demasiado distintos a los suyos , Joyce llegaba a veces a ser vulgar, empleando lenguaje de tasca. Eso fue lo que la incitó a introducir más innovaciones en sus novelas. Tras su publicación, Virginia quedó muy satisfecha al saber que a Morgan Forster le gustó mucho leer "La señora Dalloway" y que Thomas Hardy encontró placer en la lectura de "The Common Reader".

hace 4 años
9

No es una lectura fácil, ni una novela convencional para pasar el rato ni entretenerse. Hay que leerla con atención, con un estado de ánimo reposado. Es una lectura pausada, profunda, intimista, muy subjetiva, que te mete en la mente de una galería de personajes de la alta sociedad londinense de entreguerras, cuyo nexo de unión es directa o indirectamente la Señora Dalloway. Los sentimientos y los recuerdos se van desgranando con el método de la asociación de ideas. Los temas importantes son el feminismo, la locura y la muerte. También es una gran historia de amor. Todo ello impregnado de una gran tristeza y melancolía, narrado con una exquisita sensibilidad. Una delicatesen. http://laislaliteraria.forogratis.mobi/t389-la-senora-dalloway-virginia-woolf

hace 4 años
9

Me ha parecido un libro muy interesante, con un estilo muy personal y, al mismo tiempo, muy representativo de la novela de principios del siglo XX. La novela cuenta un día en la vida de la señora Dalloway, pero casi puede experimentarse el paso del tiempo, bastante indefinido, ya que se desarrolla con una hábil mezcla de introspección que abarca los pensamientos de la protagonista y de otros personajes de su entorno, unidos entre sí por asociación de ideas, encadenándose unas historias con otras al establecerse contacto entre ellos; a veces por relaciones estrechas y otras por contactos casuales (por ejemplo, porque un personaje se cruce con otro por la calle). Además, la novela combina el pasado y el presente de los personajes, lo que le lleva a añadir los saltos temporales a los saltos de pensamiento entre unos personajes y otros, aunque todo tiene lugar de una forma fluida y con un lenguaje al mismo tiempo preciso y evocador. En "La señora Dalloway" están presentes, además, reflexiones y temas como la muerte (con la continua referencia a la cercana I Guerra Mundial), las relaciones sociales, el papel de la mujer (la independencia, la sexualidad), el amor, la política y las contradicciones presentes en unos personajes complejos, en una sociedad en continuo cambio y sacudida por los recientes acontecimientos políticos y las transformaciones sociales.

hace 6 años
7

Una obra interesante, dotado de cierta sensibilidad, personajes atormentados, historias profundas y difíciles de olvidar, y un toque de hipocresía por parte de la alta sociedad. Una obra muy recomendable.

hace 6 años
8

"La señora Dalloway" me ha gustado muchísimo, ante mi propia sorpresa, pues es un libro que empecé con mucho respeto y temor de que fuese demasiado complejo. Y aunque no siempre resulta sencillo y requiere cierta atención, poco a poco me fue absorbiendo y embriagando. Es una novela que transcurre toda en un sólo día de 1923, la trama principal se desarrolla alrededor de Clarissa Dalloway, una mujer madura de la alta sociedad londinense que prepara una fiesta que se celebra esa noche. Una segunda trama gira alrededor de Septimus Warren Smith, un excombatiente de la Primera Guerra Mundial que arrastra graves secuelas psicológicas. La excelencia de la novela, para mí, es que está narrada desde los pensamientos de los personajes, o sea, a parte de algunas descripciones, la mayor parte de lo escrito son los pensamientos, reflexiones y recuerdos de muchos personajes, y va cambiando de uno otro con una fluidez impresionante. La autora se mete en la mente humana de una manera excepcional. ¡Muy buena!

hace 7 años
10

Es una novela escencial. Firme obra que muestra el sello personal de la autora. Una novela sencilla y corriente donde interviene la conciencia humana que se convierte en el personaje protagonico, un personaje simbolico y abstracto, y que logra modificar la narrativa de la historia, pasando de sensilla a toda una verdadera experimentacion.

hace 9 años