YO TAMBIÉN FUI JACK EL DESTRIPADOR GARCÍA CALDERÓN, FERNANDO

Nota media 9 Excelente 2 votos 1 críticas

Resumen

John Riordan, octogenario forense de Scotland Yard, se enfrenta a un sujeto que posee, así lo asegura, delicados secretos del club al que perteneció en 1888. Por él pasaron desde Bram Stoker o H.G. Wells hasta Bernard Shaw. Desde Alfred Waterhouse hasta John Goodall, máximo goleador de la estrenada liga de fútbol. Aquella elite de la confidencialidad viviría, con interés inusitado, las andanzas del asesino más arrogan­te que se recuerda. John Riordan, en su condición de ayudante del inspector Abberline, se ve obligado a perseguir sombras que escapan de una época victoriana en decadencia, cuando llega a Londres como un prometedor discípulo del deductivo Joseph Bell y se enfrenta a una inves­tigación de altos vuelos. Habrá de esperar a la finalización de la II Guerra Mundial para descubrir el mayor enigma de la historia del crimen. Yo también fui Jack el Destripador es la viva expresión de un tiempo fronterizo entre los estertores de un siglo xix velado por la hipocresía moral y la eclosión de un mil novecientos que pondrá a prueba la capacidad de regeneración del hombre y su instinto de supervivencia.

1 críticas de los lectores

10

“Yo también fui Jack el Destripador” de Fernando García Calderón no es una novela más sobre el mítico criminal que dos siglos después sigue siendo uno de los grandes enigmas de la historia reciente. Es una novela que plantea una curiosa y plausible teoría acerca de la identidad del mítico asesino. ¿Qué haría usted si recibiera un anónimo que contiene la confesión de Lewis Carrol reconociéndose Jack el Destripador? Ese el intrigante inicio de esta historia que no sólo nos habla de los crímenes sino también de la sociedad victoriana de la época, de la afición de la nobleza por el mesmerismo y las sesiones de adivinación, de las luchas de poder en Scotland Yard, del abismo entre las clases sociales y también del Club Diógenes y sus famosos miembros: Carrol, Bram Stocker, H.G. Wells, Bernard Shaw… John Riordan el protagonista de la historia e investigador del caso a finales del siglo XIX recibe ese extraño anónimo y como antiguo investigador y alumno y amigo de Carroll decide iniciar una investigación no exenta de peligro para resolver el enigma que lleva años atormentándole. La novela está narrada en dos tiempos ya que John nos relata a la perfección los avatares de la investigación a finales del XIX al mismo tiempo que nos narra las nuevas pesquisas en un Londres que intenta recuperarse de los daños sufridos tras la Segunda Guerra Mundial. Al tiempo que nos cuenta buena parte de la vida de Carroll y nos habla de los misterios escondidos entre las páginas de “Alicia en el país de las maravillas”. Con un estilo narrativo impecable, el autor consigue una maravillosa ambientación en la que incluso llegas a sentir esa espesa niebla que siempre hemos visto en las películas cuando Jack salía de caza. Un libro 10.

hace 6 años