Resumen

Hace años que no mato a nadie, y no pienso volver a hacerlo nunca más. Fue solo una mala racha que estaba pasando.Esta es la voz de Frank, un adolescente que vive solo con su padre en la costa escocesa. Ha crecido inmerso en un mundo de creación propia como la fábrica de avispas, un artefacto oracular en el cual lee el futuro mediante el sufrimiento y muerte de estos insectos. También ha creado sus propias reglas morales, reglas con las que el asesinato se vuelve lícito, y para el que emplea métodos de lo más sorprendentes: una cometa; una serpiente; un martillo; la ingenuidad de un hermano… Frank sabe que vive en un universo personal que el resto de la humanidad no comparte.Y a él le gusta así.

3 críticas de los lectores

7

Me ha gustado mucho el libro. Me ha recordado un poco a Stephen King, por esa forma tan natural de describir la locura de una persona. La mente del protagonista no tiene desperdicio y vas descubriéndola poco a poco a medida que avanza la historia. Por una vez, tengo que decir que las descripciones del entorno es una de las mejores partes que tiene el libro. Las trampas, los juegos... y la descripción de la fabrica de avispas y su finalidad. Me ha gustado mucho más las historias del pasado (las que el protagonista va recordando) que la actual... hasta el final, que te desencaja completamente y te deja con la boca abierta. He alucinado con ese final. Para ser el primer libro del autor está muy bien conseguido. Tengo ganas de introducirme en La Cultura, porque tiene pinta de que va a ser muy interesante.

hace 2 años
9

Dinámico, intenso, y un personaje principal muy peculiar. De esas lecturas que se te quedan en la mente por mucho tiempo, sino, para siempre.

hace 4 años
6

Un libro atípico, duro (sobre todo para la época), con un final que te puede volar la cabeza. Tan imperfecto como interesante y recomendable.

hace 6 años