Resumen

Las Moradas abren a cualquier lector un camino muy sencillo y humilde, practicable y eficaz. Este camino pasa por leer despacio el prólogo y dejarse llevar sucesivamente por los títulos de los 27 capítulos que constituyen el libro. Teresa de Jesús posee una habilidad singular para sintetizar en esos epígrafes lo que quiere decir, y no son más que un simple incentivo o aliciente que motiva al lector a internarse personalmente en el castillo teresiano. A su vez, el lector hará acopio de sus enseñanzas y caminará hacia la unión con Dios, pero sin olvidar nunca que la puerta para entrar en el castillo, es decir, en sí mismo y por ese camino llegar a interiorizarse y a engolfarse en Dios, es la oración. Para Teresa de Jesús la oración es una relación interpersonal, un trato de amistad entre Cristo y el orante, sin excluir de esa relación al resto de la humanidad.

1 críticas de los lectores

9

Totalmente recomendable para quien quiera adentrarse en el mundo de la vida espiritual. Me llamó mucho la atención cómo se describen, con sencillez y profundidad, los diversos estados (moradas) del alma en el camino hacia el encuentro con Dios (Su Majestad). Se describen bastante bien los peligros que hay en cada etapa, los signos para reconocerlas, los consejos para cada una de las "moradas". La finura de la sensibilidad femenina aportan una experiencia única sobre el acercamiento del alma a Dios. Ciertamente hay que acostumbrarse a la redacción española del siglo XVI, pero vale la pena el esfuerzo.

hace 5 años