Resumen

Laura y Alec, recién casados, tienen que separarse durante el verano. Ella, convaleciente de una inoportuna intervención quirúrgica, se refugia en la paz de Tremenheere, la rústica mansión victoriana donde Alec pasó algunos de los momentos más felices de su infancia en compañía de sus tíos. En ese idílico rincón de la costa inglesa, arrullada por el rumor de las olas y el canto de las aves, Laura espera encontrar la serenidad necesaria para reconciliarse con el pasado de Alec y vencer la inseguridad que le provoca el omnipresente recuerdo de su temperamental ex esposa.