Resumen

Tras un accidente aéreo en el Sahara, se produce un inesperado encuentro. Así comienza el libro de sabiduría más influyente de la era moderna.

El Principito (Le Petit Prince), traducido a más de ciento ochenta lenguas y dialectos, es el texto más célebre del escritor francés Antoine de Saint-Exupéry, y una de las obras más reconocidas de la literatura universal (según algunos, sólo aventajada por la Biblia). Ha sido usualmente considerado un libro infantil, tanto por el sencillo estilo con el que está escrito como por su trama, protagonizada por un niño, pero una lectura más atenta revela una brillante y lúcida parábola, que aborda temas tan profundos como el sentido de la vida, el valor de la amistad o el amor.

Un aviador -alter ego del propio Saint-Exupéry- se encuentra extraviado en la inmensidad del desierto del Sahara, después de que su aeronave haya sufrido un serio percance durante una travesía. Allí conocerá a un pequeño príncipe, llegado de un lejano y minúsculo planeta. A través de la relación que se entabla entre ambos, salpicada por la crónica de las andanzas del chico, el narrador plasma su personal visión de la existencia humana y enaltece la genuina sabiduría de los niños, que la mayoría de las personas dejan atrás al hacerse adultas.

Con ilustraciones de Bernardo Fuentes, la presente edición de este clásico literario rescata el placer de su lectura para quienes, si bien no niños en sentido estricto, llevan un niño en su interior.