Resumen

Danny North siempre había sido el bicho raro de su familia, y no es que su familia fuese muy normal... Pero mientras sus primos aprendían a crear hadas, golems, trolls, licántropos y otras maravillas que conformaban la herencia de los North, a Danny le preocupaba carecer de talento alguno y ser incapaz de proyectar su aura. Danny se había criado en el viejo caserón familiar, con una multitud de primos, tíos y tías, y donde su padre ejercía como jefe del clan. El viejo caserón ocultaba muchos secretos y existían multitud de reglas que la familia de Danny debía respetar, como no hacer nunca magia delante de desconocidos.Por desgracia, había secretos que nadie compartía con Danny y ésos precisamente eran los que podían conducir a la familia North al desastre.

1 críticas de los lectores

Esta novela juvenil, del autor de “El juego de Ender”, se engloba en el género de la fantasía y es el primer libro de una serie que sin duda promete. En ella conocemos a Danny North, un adolescente hijo de dos magos muy poderosos, que pertenece a una de las familias de dioses exiliadas en la Tierra, desde que hace más de trece siglos alguien cerró las puertas de su hogar, el mundo de Westil. Danny crece siendo un niño solitario y menospreciado por su familia, al carecer aparentemente de talento mágico. Todo cambia cuando descubre que posee un don que le obligará a huir para salvar su vida. Tendrá que sobrevivir en el mundo de los “mortales”, evitando a sus perseguidores, y desarrollar un poder mágico del que sabe poco. Paralelamente se desarrolla la historia del joven Pan, un extraño y poderoso mago que ha perdido todos sus recuerdos y habita en el añorado mundo de Westil. Al final del libro las dos historias convergen. Aunque el argumento tiene un principio y un final, quedan cabos sueltos a resolver en la siguiente entrega. Correctamente narrada y con personajes bien caracterizados, el autor no defrauda. Entretenida y recomendable. (Esther Rodríguez)

hace 5 años