SI ESTO ES UNA MUJER SILVA, LORENZO y TRUJILLO, NOEMÍ

Nota media 7,5 Muy bueno 2 votos 1 críticas

Resumen

La inspectora de homicidios Manuela Mauri lleva siete meses de baja cuando recibe la visita de la oficial Guadalupe Larbi para pedirle que se reincorpore al trabajo: sólo ella, le dice, tiene la autoridad y el empuje necesarios para sacar adelante una complicada investigación en la que la Brigada Provincial de Policía Judicial de Madrid no consigue avanzar.Tres meses atrás aparecieron restos humanos en los vertederos de Pinto y Valdemingómez. Pese a haber dedicado ingentes recursos, no se ha encontrado el cadáver completo y no hay una sola pista de la autoríadel crimen. Y lo que es peor: tres meses después sigue sin identificarse a la víctima. Manuela se enfrentará de esta manera al mayor desafío de su carrera como inspectora de homicidios: la Operación Vertedero.La búsqueda de la verdad pondrá de nuevo a Manuela en el punto de mira de sus compañeros y superiores, que han perdido la confianza en ella por los hechos acaecidos en torno al suicidio del inspector jefe Alonso, por los que Manuela quedó injustamente salpicada.Una novela que señala los puntos oscuros de nuestra sociedad, cuestionando nuestra ceguera ante el sistema en el que vivimos. Ante todo lo que la ciudad desecha y que, nos guste o no, la define.

1 críticas de los lectores

Si esto es una mujer nos llega de la mano de dos autores más que reconocidos y que han demostrado de sobra su talento narrativo. Hablamos de Lorenzo Silva, creador de la serie policíaca de los investigadores Bevilacqua y Chamorro, reportándole premios como el Nadal y el Planeta. La otra mente detrás de este libro es Noemí Trujillo, editora y con varios libros en su trayectoria literaria. Juntos ya se adentraron en la novela negra con Nada sucio. Ahora, regresan a dicho género con esta obra, creando a cuatro manos una historia adictiva de principio a fin.
Manuela Mauri es la investigadora protagonista de esta nueva saga que inauguran los dos protagonistas. Mujer tenaz, fuerte y resolutiva, así es como Manuela se nos presenta a tiempo de encarar un macabro homicidio con los restos del cadáver esparcidos por dos vertederos. Una mujer, aparentemente prostituta, es la víctima que reclamará justicia en una sociedad que poco o nada llora por estas esclavas que son obligadas a prostituirse bajo todo tipo de amenazas.
A la par que la investigación va tomando forma y encaminándose a la dura verdad, recorreremos, a través de las páginas, un sendero de autocrítica acerca de los valores morales que rigen nuestro día a día. Somos ciegos a lo que queremos, pensando que la mejor forma de luchar contra la injusticia es obviarla, en lugar de aportar soluciones. No queremos que ese mundo de penurias y víctimas coaccionadas choquen con el nuestro, a pesar de que al final derramemos alguna lágrima de cocodrilo para aparentar.
Manuela y su equipo se adentrarán en un submundo de depravación para poner nombre y cara a la muerta, con el objeto de que el responsable de tal atroz crimen pague por ello. La protagonista no solo luchará con los demonios externo, sino también con aquellos internos que arrastra desde hace tiempo.
Una lectura fácil, lucrativa y con una trama que no da tregua. Si ya has leído algo de estos autores sabrás que este libro no va a defraudar, sino es un buen momento para descubrirlos a ellos y a Manuela Mauri, una investigadora que promete volver pronto. (David Carrasco, 12 de junio de 2019)

hace 1 semana