QUERIDA DIABLILLA. La historia de Violette Nozière SIMON, EDDY y BENYAMINA, CAMILLE

Nota media 6 Bueno 1 voto 1 críticas

Resumen

París, 1933. Está presente en todos los titulares. Se la conoce como “el ángel negro”. Pero su nombre real es Violette. Violette Nozière. Esta es su historia. La historia de un crimen horrible que escandalizó a toda la sociedad francesa. Hay algunos crímenes que marcan una época. Como sucedió en Barcelona con Enriqueta Martí, la Vampira del Raval, que secuestró y asesinó a varios niños, Violette Nozière representa la resaca del turbulento París de Montmartre en el comienzo de su decadencia.

1 críticas de los lectores

El caso de Violette Nozière, una jovencita de apenas 18 años que revolucionó la sociedad francesa de los años treinta, fue muy sonado. ¿Podía una chica bonita, de humildes pero sólidos orígenes, descubrir al mundo de repente ese insólito trasfondo de vida disoluta y parricidio? Muchos años después, en 1978, Claude Chabrol recrearía su historia en la Violette, donde Isabelle Huppert interpretó a la protagonista.
Su historia se nos presenta ahora en otro formato, el de la novela gráfica, firmada por Eddy Simon al guión y Camille Benyamina al dibujo. No es extensa, pues apenas llega al centenar de páginas, lo que hace que se lea con presteza, si bien el dibujo pide detenerse y recorrer con atención cada página. Es una obra preciosista. El tratamiento del color, magnífico, o las texturas y difuminados, dan una muy elegante pátina que se mimetiza a las maravillas con el ambiente parisino y liberal en el que se relaciona Violette con sus amantes. Es un tipo de pintura que se acerca más a la ilustración que al cómic: lo que repercute, en lo malo, en cierta falta de dinamismo y naturalidad en las posturas y gestos, pero que facilita la inmersión atmosférica en la historia. Una historia narrada con solvencia, que nos trae la fuerza de su protagonista, oscilante entre la frivolidad, el amor, la falta de moral y los vaivenes de la conciencia. Más que suficientes atractivos para acercarse a conocerla. Carlos Cruz (5 de junio de 2015)

hace 3 años