Resumen

Isaías es un ratón. Un ratón azul que puede hablar, reír, leer, sentir… como tú y como yo. Jamás ha salido del laboratorio donde ha sido criado junto a sus 96 hermanos. En un intento de fuga fallido, Isaías es el único de su familia que logra escapar. Fuera le esperan nuevos peligros: camiones, gatos, pájaros, ratoneras, humanos... Su mayor fuerza será descubrir que no está solo: una nueva ratonada y una niña muy especial están dispuestos a ayudarle a liberar a su familia.

1 críticas de los lectores

Isaías vive junto a sus noventa y seis hermanos en el “Lugar horrible”. Han intentado escapar, pero sólo él lo ha conseguido y ahora está sólo frente a mil peligros: humanos, gatos, pájaros, el personal del laboratorio que le busca sin descanso…
Consigue refugio en la ratonada de Mikayla, la anfitriona es una preciosa ratona que vive en la casa de los Brophy; unos humanos bastante desordenados que van dejando comida tirada por cualquier sitio por lo que nunca les falta alimento. Aunque para conseguirlo, deben escapar de Lucifer, el gato de la familia, que tiene muy malas pulgas.
Isaías echa mucho de menos a su familia y se siente muy solo. Es diferente del resto de ratones no sólo por el color azul de su pelaje sino también por sus extrañas costumbres y su gran inteligencia. Pero todo cambiará cuando conozca a Hailey, una joven que vive en una casa cercana.
Palabra de ratón de James Patterson es una novela ilustrada recomendada para niños de 9 a 12 años que además de hacerles pasar un buen rato gracias a las muchas aventuras que vive este valiente ratón, les enseñará que ser diferente al resto no es un motivo para entristecerse.
El aspecto físico no define nuestra personalidad, ni nuestras habilidades. Podemos tener el pelo azul pero ser más listos o hábiles que la mayoría. O estar un poco más gorditos de lo debido y ser ases en química.
Hay que aprender a querer a la gente por cómo es y no por cómo luce en el espejo. (Ana García, 26 de junio de 2018)

hace 2 meses