DR JEKYLL Y MR SEEK ONEILL, ANTHONY

Nota media 7,5 Muy bueno 2 votos 1 críticas

Resumen

Siete años después de la muerte de Edward Hyde, un elegante caballero aparece por las calles de Londres reclamando que es el Dr. Henry Jekyll. Tan solo el Sr. Utterson, abogado y confidente del Dr. Jekyll sabe que es un impostor, porque Jekyll era Hyde.Pero mientras este misterioso hombre se va relacionando con la alta sociedad londinense, y va reclamando sus bienes, los cuerpos de sus posibles enemigos van desapareciendo, Utterson comienza a temer por su vida y a cuestionarse su propia cordura.Una secuela brillante y deliciosa de una de las obras maestras de la literatura que cumple a la perfección como complemento a la historia original que lidiaba con aspectos sobre la dualidad del ser humano, mientras que es esta secuela el autor ahonda en el audaz robo de la identidad.¿Puede ser que este hombre que parece y actúa tan parecido al Dr. Henry Jekyll sea un realidad un impostor?

1 críticas de los lectores

"Doctor Jekyll y Mr. Seek” de Anthony O’Neill es una secuela de uno de los grandes clásicos de la literatura: “El misterioso caso del Doctor Jekyll y Mr. Hyde” de Robert Louis Stevenson. Como recordaréis, la novela termina con una carta que Jekyll deja a Utterson, su abogado y confidente, explicándole su verdadera relación con Edward Hyde.
Siete años después del hallazgo de la carta, un elegante caballero aparece en las calles londinenses afirmando ser el Doctor Henry Jekyll. Se parece mucho físicamente y tiene una explicación plausible para su misteriosa desaparición tras la muerte de Hyde.
Cuando el doctor comienza a reclamar sus bienes y sus más allegados empiezan a desaparecer en extrañas circunstancias, Utterson comienza a temer por su propia vida: ¿se trata de un impostor? ¿Cómo puede parecerse tanto físicamente?
La novela de Stevenson reflejaba el eterno debate entre el bien y el mal y la de O’Neill plantea otro no menos interesante: ¿cuál es la delgada línea que separa la realidad de la obsesión?
El libro me ha recordado a “Los renglones torcidos de Dios” de Torcuato Luca de Tena. Especialmente por la disyuntiva que plantea el comportamiento de Utterson: ¿es real lo que nos cuenta? Es un hombre reputado e inteligente que por momentos parece estar en lo cierto y en otros, parece perseguir molinos de viento.
Una novela victoriana sorprendente en la que que la intriga se mantiene hasta el final. Y que terminas con una sonrisa maliciosa aflorando a tus labios porque, como siempre, la realidad supera a la ficción. (Ana García, 27 de febrero de 2019).

hace 1 mes