Resumen

Un periodista recibe una propuesta para investigar la azarosa vida de su bisabuela, una mujer de la que sólo se sabe que huyó de España abandonando a su marido y a su hijo poco antes de que estallara la Guerra Civil. Para rescatarla del olvido deberá reconstruir su historia desde los cimientos, siguiendo los pasos de su biografía y encajando, una a una, todas las piezas del inmenso y extraordinario puzzle de su existencia. Marcada por los hombres que pasaron por su vida -el empresario Santiago Carranza, el revolucionario Pierre Comte, el periodista estadounidense Albert James y el médico militar vinculado al nazismo Max von Schumann-, la vida de Amelia Garayoa es la de una mujer que aprendió que en la vida no se puede volver sobre el pasado para deshacerlo. Desde la España republicana hasta la caída del Muro de Berlín, pasando por la Segunda Guerra mundial y los oscuros años de la Guerra fría, esta burguesa y revolucionaria, esposa y amante, espía y asesina, actuará siempre de acuerdo a sus principios, enfrentándose a todo y cometiendo errores que no terminará nunca de pagar.

143 críticas de los lectores

6

Me ha entretenido bastante. Un paseo por el siglo XX con una trama bien llevada y una variedad de sitios y personajes con las que no te aburres a pesar de lo extenso. Recomendado.

hace 8 años
10

Acabo de terminar el libro y me ha encantado. No me parece que intente llevar al lector de la mano si no que no quiere aburrir a la gente con tonterias, es contundente y no se enrrolla con cosas que no interesan. Personalmente es uno de los mejores libros que he leido.

hace 8 años
4

Demasiado explícita en su forma de escribir y contar las historias, redundante en muchas ocasiones, Julia Navarro trata de llevar al lector tan de la mano, que la lectura del libro cansa desde sus primeras páginas. Quizá la trama valga la pena y sea ahí donde la gente valore a la autora, pero es bueno dejar algunas cosas a la imaginación del lector sin que por ello la trama o la novela de resientan. Julia Navarro lo impide en todo momento, trata de dirigir no sólo a los personajes del libro, también al lector. Ya me pasó en La Biblia de barro y me vuelve a pasar en Dime quién soy, la forma de contar la historia me resulta cansina, repetitiva a más no poder y excesivamente forzada. Con todo, su mayor pecado es que si lo comparamos con las más que recomendable El tiempo entre costuras, entenderemos el porqué de una campaña de márquetin tan agresiva (superior incluso a El Asedio)... ¿Cuando impediremos que nos engatusen con la publicidad? Floja.

hace 8 años