Resumen

Ray Lennox es un inspector de la policía de Edimburgo que ha resuelto un atroz caso de asesinato. Ahora debe tomarse unas vacaciones quiera o no, puesto que mostró una desesperada implicación en el caso y, posteriormente, sufrió una severa depresión. Lennox viaja con su novia Trudi a Miami, se olvida de la cocaína y el alcohol, e in­tenta volver a la normalidad tomando antidepresivos. Tras una discusión con Trudi, Roy se mete en un bar y em­pieza a beber vodka sin freno. Se le acercan entonces dos mujeres, Starry y Robyn, con cocaína y muchas ganas de fiesta. Los tres acaban en el piso de Robyn, y cuando es­tán en plena juerga –e intentando no despertar a Tianna, la hija de Robyn–, llegan dos amigos de las mujeres. Uno de ellos desaparece muy pronto y reaparecerá en la cama de la niña, que grita desesperada. Y a la mañana siguien­te, tras una pelea y la desaparición de la madre, Lennox se encontrará a cargo de una precoz lolita de diez años, amenazada por una poderosa red de pedófilos.

1 críticas de los lectores

8

Es la continuación de "Escoria" con los mismos personajes poniendo foco a la historia de Ray Lennox, personaje secundario de la anterior novela pero no tan brillante como Bruce Robertson. Es novela totalmente policiaca, bastante bien contada como no podría ser de otra manera tratándose de Irvine Welsh. Con un trasfondo oscuro y con un héroe que es invencible y puede él sólo con todos los malos. Para ser segunda parte aunque con historia independiente, le falta el toque magistral de "Escoria" donde hay más canalladas, más sorpresas y suciedad.

hace 1 año