Resumen

Un silencioso pueblecito de Alaska esconde a un macabro asesino. Tras la muerte de un compañero, de la que todavía se culpa, el detective Nate Burke acepta el puesto de jefe de policía en Lunacy, un aislado pueblecito de Alaska. Nate descubre pronto que Lunacy no es el destino aburrido que había imaginado; sus habitantes son excéntricos, originales y amables. Parece que nada puede alterar la armonía y tranquilidad de su nueva vida. Hasta que el hallazgo de un cadáver en las montañas revela que en Lunacy se ha ocultado un frío asesino durante veinte años dispuesto a matar de nuevo.

1 críticas de los lectores

8

Me gustó mucho. Sin ser una trama con mucho sobresalto, la autora le saca partido a una impecable ambientación, tanto de los agrestes pero a la vez majestuosos paisajes, como de una singular comunidad unida en sacar adelante este pueblo inmerso en una naturaleza salvaje e indómita. Además, mezcla muy equilibradamente un romance bastante poco tradicional con el misterio que debe resolver el jefe de la policía, un forastero que llega huyendo de sus propios demonios y que, "sin querer queriendo" se gana su lugar entre los habitantes de Lunacy. Me encantaron los personajes, tanto los principales como los secundarios, que sacan más de una sonrisa al lector. De lujo las entradas de la sección policial del semanario The Lunatic. En resumen, un libro para entretenerse de principio a fin, que te mantiene enganchado a sus páginas y que deja muy buen sabor.

hace 3 años