ALICIA Y EL TEOREMA DE LOS MONOS INFINITOS UCEDA, MAYTE

Nota media 6,5 Bueno 2 votos 1 críticas

Resumen

Alicia es una joven viuda que dedica sus días al cuidado del viñedo que heredó al fallecer su marido. Tras años de soledad, decide probar suerte en la búsqueda del amor a través de Internet. Después de varias decepciones, irrumpe en su vida Marco, un enigmático y endiabladamente atractivo… ¿¡corso!? Bajo el sol mallorquín, surgirá entre ambos una conexión instantánea y darán rienda suelta a su pasión. Sin embargo, algo no encaja, Marco es demasiado bueno para ser verdad. ¿Qué esconde bajo esa maravillosa fachada? ¿Cómo ha podido fijarse alguien tan perfecto como él en alguien tan corriente como ella? Esas cosas no pasan a los 39 años.

1 críticas de los lectores

En esta historia conoceremos a Alicia, una mujer viuda que vive y regenta un viñedo con la ayuda de sus empleados, de su hermana (que pasa algunas épocas con ella) y de Milo, un perro con una original personalidad. La aventura comienza cuando Alicia decide hacer caso a Nina y apuntarse a su web de contactos. Tras algunas experiencias divertidas al más puro estilo de Bridget Jones, Nina le anuncia que ha encontrado al hombre perfecto, pero…¿realmente lo es?
Con este argumento inicial, la autora consigue que tengamos ganas de conocer al famoso “corso ideal” y lo mejor de todo lo encontraremos en este camino de descubrimiento. Cabe destacar la gran cantidad de personajes secundarios que resultan muy interesantes y son la sal y el azúcar de esta novela: su hermana Virginia, Cati y Álex, Milo… pero especialmente la relación entre Dimitri y Natasha, que me pareció divertidísima. Estos dos personajes no son personajes en sí, sino que representan los dos hemisferios de Alicia y sus conversaciones y diálogos bien merecen por sí solos la lectura de la novela. A todo ello hay que añadir una hermana muy unida, con unas conversaciones únicas y divertidas y un perro que no acaba de aceptar a Alicia.
Así pues, esta romántica historia principal viene aderezada con algunos momentos dramáticos, muchas escenas humorísticas, conversaciones inolvidables y unos personajes secundarios que bien podrían ser protagonistas de su propia novela. Si además le añadimos cierto halo de misterio y unos paisajes tan bien descritos por Mayte Uceda que son capaces de trasladar al lector al mismo viñedo, el resultado es una receta bien nutrida, ligera y fresca.
Una novela romántica divertida, que gracias a sus personajes secundarios, tiene un punto de originalidad que se agradece en este género. Muy recomendable para aquellos aficionados a las novelas románticas y para los que quieran asomarse a este tipo de novelas, pues su hilaridad y diversidad de personajes hacen que se trate de una novela de ágil lectura. (Gloria Mª Muñoz Tarazona, 9 de diciembre de 2020)

hace 1 mes